Un viaje al Coliseo de Roma

Si has visto la película de Paolo Sorrentino La gran belleza seguro que te has preguntado qué siente Jep Gambardella, su protagonista, cuando mira por la ventana de su apartamento y casi puede tocar el Coliseo romano si extiende el brazo un tanto más de lo que dan de sí sus articulaciones.

Por si acaso no compartes vistas con Jep, vamos a contarte algunos datos y curiosidades que te acercarán a esta magnífica edificación que empezó a construirse en el año 71 d.C. y finalizó 9 años más tarde gracias al trabajo de 60.000 esclavos judíos.

  • Aunque no lo parezca, el Coliseo no tiene forma oval sino elíptica. Mide 189 metros de largo por 156 metros de ancho y tiene 57 metros de altura. Es el anfiteatro más grande del mundo.
  • Se estima que se utilizaron unos 100.000 metros cúbicos de mármol en su construcción.
  • Cuenta con unas 80 entradas y puede acomodar hasta 50.000 espectadores.
  • La salida del oeste se conocía como ‘la salida de la muerte’ porque era por la que se llevaban a los gladiadores muertos.
  • Además de leones, en el Coliseo romano también se exhibían y utilizaban otros animales. A medida que el Imperio romano se expandía, los animales que los romanos encontraban en las nuevas tierras se utilizaban en sus espectáculos. Así pues, era común ver a elefantes, jirafas y cocodrilos. Además, a los romanos les encantaban las avestruces. Los emperadores las utilizaban para tirar de sus cuadrigas, las incluían en sus aviarios, las servían en sus banquetes y las ofrecían como regalo. También se utilizaban en luchas (miden casi dos metros y medio, pesan más de 100 kilos y corren a velocidades de hasta 72 kms por hora) pero, sobre todo, se las exhibía en una especie de safari que se realizaba en el Coliseo llenando la arena de árboles para recrear una jungla que se poblaba de centenares de avestruces, ciervos y jabalíes. Acto seguido se permitía que los espectadores cazaran a los animales y se llevaran a casa a sus presas.
  • Se estima que a lo largo de los años, en el Coliseo murió medio millón de personas y más de un millón de animales salvajes. Durante los juegos inaugurales, que duraron 100 días, perecieron 2.000 gladiadores y 9.000 animales.
  • Las últimas luchas de gladiadores se celebraron en 453 d.C. y las cazas de animales cesaron en 523 d.C. pero no creas que fue por razones humanitarias. El coste de los gladiadores y los animales, así como el mantenimiento del Coliseo, fue lo que determinó que dejaran de celebrarse esos espectáculos.
  • A pesar de tanta muerte, en la actualidad el Coliseo es un símbolo contra la pena capital. En 1999, la ciudad de Roma y Amnistía Internacional llevaron a cabo una iniciativa conjunta por la que el Coliseo se iluminaría con una brillante luz dorada durante dos días cada vez que se conmutara una condena a muerte o se aboliera la pena de muerte en algún lugar del mundo.
  • Hay debate entre los historiadores sobre este punto, pero los escritores clásicos cuentan que a veces se inundaba el Coliseo para celebrar simulaciones de batallas navales.
  • Tanto la fachada de mármol como alguna otra de las partes del Coliseo se utilizaron en la construcción de la basílica de San Pedro de El Vaticano.
  • La cara sur del Coliseo se derrumbó durante el terremoto que asoló Roma en el año 847.
  • El Coliseo romano es una de las siete maravillas del mundo moderno tal y como se decidió mediante una campaña internacional realizada en 1999. De las siete maravillas originales, que datan del siglo V a.C., solo queda la gran pirámide de Giza. Entre las actuales, además del Coliseo también se encuentran el Taj Mahal, el Cristo Redentor en Brasil, la Gran Muralla china, el Machu Pichu peruano, Petra en Jordania y la pirámide mexicana de Chichen Itza.
  • El Coliseo es un destino muy popular entre los aficionados a la botánica ya que entre sus ruinas existen más de 337 especies de flora diferentes que se llevan compilando en un catálogo desde 1643.
  • Aunque Ridley Scott consiguió los permisos necesarios para rodar Gladiator en el Coliseo, finalmente consideró que se le imponían demasiadas restricciones y decidió reconstruirlo por ordenador a la vez que usar una réplica erigida en Malta que costó el módico precio de un millón de dólares.
  • El Coliseo es el monumento escogido para aparecer en el reverso de las monedas italianas de 5 céntimos de euro.
  • La fama del Coliseo romano como lugar de entretenimiento ha hecho que en Estados Unidos se llame coliseo a muchos estadios, teatros y salas de conciertos.

 

Si sientes curiosidad por saber cómo era el Coliseo antes de sufrir el paso del tiempo, en este vídeo puedes hacer volar tu imaginación y transportarte unos cuantos siglos en el tiempo.

Deja un comentario